Mujeres

El embarazo y el parto es un momento único.

Tu preparación fisica y psiquica serán factores que marquen el desarrollo de este proceso. Nuestro objetivo es que tomes conciencia de tu pelvis y periné, identifiques tu musculatura para tonificarla y relajarla correctamente, trabajamos la flexibilización de tu periné mediante el masaje perineal y el Epi-no preparando el canal del parto y minimizar las lesiones del periné
Tratamiento de molestias propias del embarazo : lumbalgias, ciatalgias, retención de liquidos…

Tras la cuarentena

Se realiza una valoración del tono muscular del periné  y  faja abdominal, cicatriz de episiotomía/ cesárea, valoración de prolapsos, incontinencias urinarias, de gases o fecales y el dolor durante las relaciones sexuales, a partir de estos resultados se plantea un tratamiento específico para recuperar la funcionalidad del periné, evitar y tratar posibles descensos viscerales e incontinencias,   conseguir una temprana recuperación postural

Momento clave

En esta etapa es muy importante prevenir y tratar las disfunciones uroginecológicas causadas por los cambios hormonales e histológicos propios de la edad

La incontinencia

La incontinencia urinaria y/o fecal es la perdida involuntaria de orina, gases y heces. Existen incontinencia de esfuerzo, de urgencia y mixta. Es importante hacer un diagnóstico correcto para poder hacer un tratamiento específico e individualizado.

descensos viscerales

Los prolapsos son descensos de visceras como la vejiga, el útero y el recto. La musculatura del suelo pelvico ha disminuido su función de sostén. Es importante así mismo valorar las presiones intraabdominales que provocan una mayor presión sobre las visceras, por lo que es necesario un tratamiento especifico y global

disfunciones sexuales

Alteración en la respuesta sexual femenina ( deseo, excitación, orgasmo) impidiendo su desarrollo de manera plena, afectando en los distintos ambitos bio-psico-sociales de quien lo padece. Siendo algunas de ellas, vaginismo, anorgasmia, falta de sensibilidad, dispareunia (dolor durante la relación sexual, tras una episiotomia o por descensos viscerales…)

Su  tratamiento requiere de una actuación multidisciplinar con médico especialista, psicólogo y fisioterapeuta especialista